Ricardo Torres: lo que el papel higiénico esconde

Lo que el papel higiénico esconde…

Parece que desde la regia atalaya de la racionalidad y su torre gemela el sentido común, atesorar montañas de papel higiénico debajo de nuestras camas, en lugar de otros bienes, llamados de primera necesidad, es una “locura”. Pero, lo cierto, es que es, lo que ha sucedido. ¿Por qué?

La periodista Raquel Villaécija compartía en un artículo aparecido en El Mundo la opinión de Niki Edwards, investigador de la Universidad Tecnológica de Queensland de Australia –nada menos-. “El papel higiénico representa el control, el limpiar y el ordenar”. Eso unido a una situación de estrés y ansiedad puede hacer que inconscientemente tratemos de mantener el “control”.

Esta explicación, (como cualquier otra), puede tener su parte de razón. Aunque si nos fijamos el andamiaje que sustenta dicha argumentación es de raíz foucaultiana, es decir el control, las estructuras de poder y como el ser humano se tiene que sentir seguro creando comunidades  imaginarias para poder desarrollarse más o menos autocomplacientemente.

También sea tratado de explicar desde el aspecto antropológico, dando argumentos como que el Hombre, es el único “animal” que efectúa tal ritual de limpieza de una forma consciente, y por ende es uno de los aspectos atávicos que tratamos de perpetuar. Lo cuál, seguiría escondiendo una justificación de apropiación indebida de lo que consideramos “humanidad”.

En estudios desde la perspectiva de la historia cultural, hay que hacer mención de Las letrinas. Historia de la higiene urbana, de Roger-Henri Guerrand o el capítulo Las letrinas como pretexto de Carlos Sambricio. Si bien es cierto, que resaltaban los aspectos ligados al progreso e higiene pública llevados a cabo desde el siglo XVIII. Lo llamativo es llamar la atención sobre un “aparente” aspecto trivial como es el de la higiene. ¿ No?…

Tal vez sea el miedo ante lo desconocido. Y sea una respuesta irracional y sin sentido. O por otra parte, es un acto del subconsciente con un alto grado de simbolismo cultural. Lo cierto, es que este acto compulsivo y acumulativo de papel con celulosa (unos más que otros…), es algo que nos ha llamado la atención a más de uno –entre los que me incluyo-.

Lo que el papel higiénico esconde, probablemente sea un poco de todo lo que hemos comentado antes y otras cosas que no somos conscientes en este momento, pero lo cierto es que nunca jamás volveremos a mirar igual al estante de dos y tres capas sin que se nos escape una sonrisa de medio lado…

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here